Una investigación de la USC muestra cómo se ideó un nuevo fármaco para el ictus en el IDIS