El IDIS lucha contra ictus y cáncer con biosensores y terapias superpotentes